transformacion-digital-pymes

Transformación digital de pymes y autónomos: mucho camino por recorrer

Recientemente, eAPyme ha elaborado un informe muy detallado que arroja luz sobre un tema de actualidad. Bajo el nombre «Transformación digital en las pymes y los autónomos españoles», analiza el proceso que están realizando las pequeñas y medianas empresas de nuestro país para adaptarse a los nuevos tiempos y, en cierto modo, reinventarse. A continuación te daremos a conocer los resultados de este estudio y extraeremos algunas conclusiones acerca del futuro de la digitalización.

¿En qué consiste el informe de eAPyme?

Este informe es un reflejo de cómo gestionan las pymes y los autónomos españoles la transformación digital. Para ello se han analizado datos ofrecidos por fuentes nacionales y europeas, así como por pymes de cinco sectores representativos.

– Sector agroalimentario

– Comercio, servicios profesionales y autónomos

– Sector hotelero

– Transporte y logística

– Tecnologías de la información y la comunicación

Los resultados del informe de eAPyme en 2019

De acuerdo con este informe podemos llegar a varias conclusiones basadas en el estudio pormenorizado de la situación actual. Así, identificamos los siguientes aspectos clave.

Interoperabilidad

Este término se emplea para definir la capacidad de los sistemas informáticos de compartir datos y permitir el intercambio de información entre ellos. De un modo general, podemos afirmar que este fenómeno no está presente aún en el día a día de las empresas españolas.

De esta forma, en las pymes hay graves carencias de interoperabilidad. Esto se ve acentuado en el ámbito privado, aunque por otra parte España se sitúa entre los países con mayor implantación de este concepto en la administración electrónica.

Comunicaciones y conectividad

Todos los sectores analizados están satisfechos con la calidad de sus comunicaciones y su conectividad. Sin embargo, la presencia de conexiones es desigual en España, siendo un claro ejemplo las islas menores del archipiélago canario. A este respecto se hace necesario continuar con la creación de políticas públicas que equilibren el acceso a Internet entre las grandes ciudades y las zonas rurales.

Talento y formación

Este aspecto es, sin duda, el gran reto de la digitalización. Entre sectores, distinguimos que el hotelero y el agroalimentario acostumbran a disponer de departamentos específicos de Tecnologías de la Información (TI), mientras que los autónomos, el comercio o los servicios profesionales tienden a confiar esta tarea a terceros. De igual modo, el sector logístico y del transporte se deben digitalizar de forma ágil, así como trabajar intensamente en temas como la protección de datos, la creatividad y el autoaprendizaje.

Ciberseguridad y protección de datos

Esta es una realidad dispar en los sectores analizados. Por un lado, seguros, banca y sanidad están sujetos a normativas muy exigentes de protección de datos, lo que hace que muestren un mayor avance a este respecto. Por otra parte, muchas micropymes tienen serias deficiencias debido a la falta de recursos económicos. El sector turístico, por su parte, es visto como el más vulnerable.

Las medianas empresas muestran mayores niveles de ciberseguridad que las pequeñas al poder invertir más en este tema. No obstante, en general podemos afirmar que el nivel de formación a los empleados españoles es insuficiente en esta materia.

Tecnologías disruptivas

Este tipo de tecnologías, caracterizadas por resultar tan novedosas que dejan obsoletas a las empleadas hasta ese momento, está disponible por igual en todos los sectores. Pero no todos las aprovechan de la misma forma.

En líneas generales, los negocios con mayor capacidad inversora son los que tienen más facilidades para implantar nuevas tecnologías. A su vez, el desconocimiento respecto a cómo utilizar los nuevos sistemas hace que muchos tipos de negocio se muestren reticentes. El sector turismo y el agroalimentario son los que más avanzados están a este respecto.

Adecuación oferta-demanda: valoración y relación

Los cinco sectores encuestados tienen en común el desconocimiento de sus potenciales proveedores de herramientas tecnológicas. En cuanto a los autónomos y las pymes, aprecian la eficiencia de los nuevos avances. Los smartphones y las tablets se presentan como la tecnología más demandada por las compañías, si bien estas admiten que no aprovechan más de un 10 % de su capacidad.

Motivaciones

Las principales motivaciones de los negocios para digitalizarse son la mejora de procesos y de interoperatibilidad para la compra-venta. Asimismo, pretenden obtener mayor información, tanto del mercado como de sus clientes.

También se desea mejorar la relación con el cliente y ofertar productos personalizados. Por último, una motivación muy común es disponer de infraestructuras rápidas y mejorar la rentabilidad.

Barreras

El principal impedimento para la transformación digital es el alto coste que supone, unido a la difícil adaptación de la oferta a las necesidades del sector. Pero no solo se señalan los insuficientes medios económicos, sino también los de personal: la escasa cualificación de este y el aprovechamiento deficiente de la tecnología disponible evita que el proceso de digitalización se realice de forma óptima.

En conclusión, la transformación digital de las pymes se está llevando a cabo de forma exitosa aunque desigual entre los cinco sectores encuestados, de acuerdo con el informe de eAPyme para 2019. Te animamos a consultar más información relacionada con los procesos de digitalización en nuestra web.

transformación digital

Sin comentarios

Publicar un comentario